Antes de comenzar a hablar de la orogenia (formación de las montañas) Andina, es importante conocer algunos aspectos sobre las
características geológicas y geomorfológicas de la corteza terrestre, así como aclarar los conceptos de Deriva Continental, Expansión
del Suelo Oceánico y Tectónica de Placas; con la finalidad de entender cabalmente los procesos de formación de los continentes y de
dicha cadena montañosa.

Los continentes y las cuencas oceánicas son aspectos completamente diferentes de la corteza terrestre. Los primeros no solamente
permanecen más altos, sino que están constituidos por diferente material. A grandes rasgos las diferencias pueden expresarse en
dos términos químicos: sial y sima. Los continentes están formados, en su mayor parte, por rocas siálicas (silicatos de aluminio), muy
ricas en sílice, de menor densidad y tonos más claros. Las cuencas oceánicas tienen escencialemente rocas simáticas (silicatos de
magnesio), más densas y obscuras. Dado que el granito es la roca siálica más importante y el basalto la principal roca del sima, los
continentes se consideran graníticos y las cuencas oceánicas basálticas.

En esencia, han existido dos grandes teorías respecto a los movimientos de la tierra. En un principio se sugirió la teoría tradicional
que expresa que la tierra era rígida y en sus inicios caliente, y que los continentes eran masas frías. Posteriormente la tierra comenzó
a enfriarse y la contracción resultante del proceso de enfriamiento creó fuerzas de compresión que, a intervalos, hicieron surgir
montañas a lo largo de los débiles márgenes continentales o en las profundas cuencas rellenas de sedimentos. Sin embargo,
diversas investigaciones indican que el proceso de enfriamiento de la tierra llevaría unos 100 millones de años, al tiempo que su
circunferencia se contraería en centenas de kilómetros. Así mismo, queda en incógnita la forma y distribución desigual de los
continentes, lo que se explicó debido al hecho que los bloques graníticos de los continentes se habían diferenciado del resto de las
rocas corticales y se habían solidificado, modificándose posteriormente in situ, sin emigrar. La segunda teoría sugiere que los
continentes son móviles, y se conoce cómo “Deriva Continental”.

Según ésta teoría, puede considerarse la superficie de la tierra como algo que se deforma lentamente y a los continentes como
balsas de rocas siálicas que flotan sobre un «mar» de rocas mucho más densas, las cuales conforman las placas corticales. A lo
largo del tiempo, los continentes han chocado y ensamblado, roto y separado de distintas formas, aumentando, muy probablemente
su tamaño a lo largo de éste proceso.

En 1908, F.B. Taylor en Estados Unidos y en 1910, Alfred Wegener, en Alemania, sugieren en forma independiente un mecanismo que
podía explicar los grandes desplazamientos de la corteza terrestre, mostrando como podían desplazarse. Wegener estableció un sin
número de detalles de correlación generados por estudios geológicos y paleontológicos, indicando un registro histórico común para
ambos lados del océano Atlántico. Propuso que todos los continentes habían estado unidos en una única masa de tierra, que
denominó Pangea (todas las tierras), antes del Mesozoico (alrededor de 200 millones de años) con los continentes del Hemisferio
Norte desplazados hacia el Este y los del Hemisferio Sur agrupados en la parte Sur de dicho supercontinente. Sin embargo, las
evidencias que se poseen en la actualidad señalan la existencia de dos grandes masas de tierra: Gondwana (compuesta por lo que
en la actualidad es America del Sur, Africa, India, Antartida y Australia) en el Sur y Laurasia (compuesta por América del Norte y Eurasia,
Europa y Asia) en el Norte. Posteriormente, y debido a la acción de fuerzas asociadas con la rotación de la tierra, los continentes se
rompieron y separaron, abriendo los océanos Indico y Atlántico.

De ésta forma, Alfred Wegener crea la primera teoría general sobre la Deriva Continental. Wegener sugiere que si la tierra podía
desplazarse en sentido vertical, en respuesta a fuerzas verticales, también podía hacerlo en sentido lateral.
¿Cómo se formaron las montañas andinas?
La deriva continental alcanzó gran consideración o
vigencia alrededor de los años 60. Esta teoría
parecía explicar en buena medida las
similaridades geológicas que se encontraban entre
continentes actualmente distanciados por
kilómetros, así como la casi total coincidencia de
las costas de algunos continentes, como por
ejemplo, la costa oriental de Sur América y la costa
occidental de Africa.

A lo largo del tiempo, desde la disgregación de la
Pangea, los continentes han conservado su forma y
tamaño. Observándose solamente algunas
añadiduras a lo largo de los continentes que
rodean el Pacífico, mientras que a lo largo de los
continentes que rodean los océanos Atlántico e
Indico (originados por fenómenos tectónicos), no
se presentan cambios.

El mecanismo de movimiento de las placas es en
parte por convección y diferencias de tempertura y
de densidd o peso de los materiales. Las placas
están más frías y son más pesadas en uno de sus
bordes, pudiendo sumergirse hacia el interior del
manto.
El pequeño botón rojo es lo único que había que
accionar para ver y escuchar la presentación sobre
la tectónica y el origen de La Cordillera Andina.

Durante dos minutos y medio se presentaba la
materia de tres maneras, de modo de hacer fácil el
entendimiento de un tema tan complejo y tan
alejadodel conocimiento del público general.

Nuestras observaciones de visitantes atentos a la
presentación daban la idea de que el mensaje se
escuchó con atención y que fue lo suficientemente
corto para no fastidiar y lo suficientemente ilustrado
y claro con la secuencia de LEDs y transparencias,
como para entender las bases de la formación
geológica gruesa de las montañas.

Un geólogo profesor universitrario elogió la forma
sencilla, breve y directa de presentar la materia.

La grabación puede escucharse mientras se ven
las imágenes que siguen más abajo.
Active el reproductor para escucharla.
El Museo
El Centro
El Páramo
Sur América, se origina como masa continental independiente cuando se separa y se aleja del supercontinente Gondwana.
GONDWANA
AFRICA
AMERICA
DELSUR
AFRICA
AMERICA
DELSUR
OCEANO
ATLANTICO
La Falla de Boconó que limita la Placa tectónica de Sur América y el complejo tectónico de la Placa del
Caribe, pasa justo por el borde sur de la Laguna de Mucubají, muy cerca del Centro de Visitantes en su
trazo entre Santo Domingo en el Estado  Barinas y Apartaderos en el Estado de Mérida. Dos líneas rojas
muestran una huella norte y una sur en cada lado de la Laguna. El espacio entre las líneas está ocupado
por sedimentos que forman el valle y el parteaguas de Mucubají. La falla se hace evidente por una trinchera
de cuatro m de profundidad que pasa a 10m al sur del Centro de Visitantes de Mucubají.

Muchos de los geólogos extranjeros que visitaron nuestro Centro y estaban conscientes del hecho,
disfrutaron tomándose fotografías sobre la línea imaginaria de la falla, posando con un pie a cada lado del
pequeño arroyo a lo largo del eje  de la trinchera. Poder poner un pie sobre la “Placa de Sur América” y el
otro en la del "Complejo de la placa del Caribe" que queda entre las fallas de Montes de Oca y de Boconó
es, sin duda, una oportunidad extraordinaria en la vida.
Deriva continental animada Click
Haciendo click en el link más abajo, podrán ver
una interesante animación gráfica, producida por
el Instituto para la Geofísica de la Universidad de
Texas, U.S.A., en la cual se observan, paso a
paso, los probables movimientos de las placas
desde el Jurásico temprano -hace 200 millones
de años- en su proceso de deriva hasta sus
posiciones geográficas actuales.
A partir de las ideas originales postuladas por el
geólogo alemán Wegener, la geofísica moderna
ha podido generar un caudal enorme de
evidencias e  información sobre cómo ha sido
posible la actual distribución de los continentes y
océanos en la Tierra a través del tiempo.

Las montañas andinas se originan porque la
placa oceánica de Nazca de Sílice y Magnesio se
sumerge en el magma mientras una placa
continenta flotante más liviana, de Silice y
Aluminio se arruga y forma las montañas andinas
La secuencia de los
diagramas a la
izquierda es la
descrita en la
grabación.

Si escucha con
atención puede ver
la secuencia en las
figuras a la
izquierda y en las
que siguen abajo
hasta el
levantamiento
u orogénesis de los
Andes
Aguas someras (Mar epicontinental)
Calentamiento de zonas de contacto de las placas
Tierras emergidas, montañas incipientes debido
al incremento de presión y temperaturas
Emergencia de montañas andinas
Máxima presión y orogénesis
elevación de Los Andes
Placa
de Nazca
(Pacífico)
Magma
América Del Sur
Placa de SA.
Placa
de Nazca
Magma
Cordillera andina
     América Del Sur
Placa de SA.
Placa
de Nazca
Magma
América Del Sur
Placa de SA.
Manto
Corteza
130 Milones de años
70Millones de años
Actualidad
Manto
Manto
Manto
Levantamiento
de Los Andes